miércoles, 20 de octubre de 2010

El profesor Pep de Copenhague.


Creo que fue en la edición de hoy cuando el Sport hacía una encuesta sobre qué equipo saldría hoy a jugar en el Camp Nou, si el de la primera o el de la segunda parte contra el Valencia. Y es curioso porque al final han salido los dos…pero en orden inverso al partido del pasado sábado.

Guardiola decidió seguir dosificando a Xavi y como alternativa sacó un centro de campo insólito con Busquets, Mascherano y Maxwell más Iniesta que, una vez más tratóo de hacer su propio trabajo y el de su compañero en el banquillo. La idea podía parecer un poco peregrina pero al menos en la primera parte dio un resultado excelente con Busquets y Mascherano tapando cualquier intento de salida al contragolpe del equipo danés, e Iniesta multiplicándose (si la intención del entrenador era que Busquets actuara de interior para ayudar al de Fuentealbilla no se puede decir que tuviera demasiado éxito) para tratar de llevar el control del partido y seguir dirigiendo al equipo en ataque. Quizás la inclusión de Maxwell como medio volante izquierdo tenga más difícil defensa, el jugador brasileño trató de combinar con sus compañeros, penetrar por banda y tirar a puerta, e hizo las tres cosas pero….en ese mismo puesto ya teníamos a Pedro que suele desempeñar esas funciones bastante mejor. Dio la dolorosa impresión de que Pep no sacó al canario porque no tendría ningún revulsivo a mano si la cosa se ponía fea.

Pero no fue tal, y al menos en el primer tiempo el equipo jugó bastante bien y las alternativas en ataque y ocasiones de gol fueron múltiples, el palo y la mala fortuna (joder Villa) volvieron a alienarse contra los azulgranas. En este contexto, que el partido llegara al descanso con un solo gol de ventaja a nuestro favor parecía algo increíble. I

Increíble y también muy peligroso, de hecho para los daneses ese corto marcador fue lo mejor que le pudo pasar.

Nada más empezar el segundo tiempo se vio que la cosa no pintaba bien. Los visitantes revivificados por la falta de puntería de sus contrincantes salieron a buscar la hazaña. Para ello, y sin descuidar el aspecto defensivo que en estos segundos 45 minutos fue casi impecable, adelantaron las líneas de presión tratando de asfixiar al centro de campo local tal y como hiciera el Valencia en la primer parte del último partido de liga. En este momento fue cuando se empezó a echar de menos a Xavi, Iniesta posiblemente cansado y bastante más tapado que en el primer tiempo, las pasó canutas para tratar de dominar el balón y ahí se vio que ni Masche ni Busi son jugadores muy fiables a la hora de retener la pelota. En la delantera a Villa y Messi (que hoy a pesar de marcar en dos ocasiones estuvo algo sombrío, una dualidad que sólo puede sostener el mejor jugador del mundo) no les salía nada empeñados en combinar o penetrar por el centro y las acciones por banda acababan en pases rechazados por la defensa ya fueran por alto o por bajo (y es que si Alves encima fuera un jugador técnico y pasara bien la pelota el mundo nunca habría oído hablar de Messi).

Para colmo los estiramientos del Copenhague empezaban a crear peligro y en determinada jugada lograron el empate porque Santin se empeñó en jugar uno de los peores partidos que se le han visto a un delantero profesional. Pep movió el banquillo quizás un poco tarde y dio entrada a Xavi y Pedro, el primero aportó algo de estabilidad al equipo, el segundo apenas tuvo influencia. Al final y después de tantas jugadas excesivamente elaboradas vino de rebote el segundo gol de Messi al que yo sólo llamaría “de la tranquilidad” si hubiera llegado sesenta minutos antes.

Lo mejor el resultado, líderes de grupo y tal. Lo peor una cierta sensación de malestar con un equipo que sufre excesivamente contra rivales, en teoría, de poco calado y que da muestras de cansancio y de agotamiento de sistema. Veremos qué se hace para solucionarlo.

4 comentarios:

Blogger Deckard ha dicho...

Hoy les he visto con demasiada conducción y con poca gente por delante del balón. Lo que no me parece una mala noticia :)

20 de octubre de 2010, 15:46  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Y Etoo marcando goles como rosquillas

20 de octubre de 2010, 22:14  
Blogger El Impenitente ha dicho...

Villa se va a hichar, no sufras.

Aunque veo a la canallesca vikinga muy crecida y a la culé dubitativa. Si el fútbol es un estado de ánimo creo que este año os toca cuestionar a Guardiola. Bien es cierto que en una semana todo cambia.

Por Valencia, lo normal. Han empatado. Drama. Desastre.

22 de octubre de 2010, 1:27  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Sigo pensando que Guardiola tiene al menos dos temporadas de ventaja, en el Barça se resiten mucho a vilipendiar a uno de los suyos, y ahí está Bojan para demostrarlo.

22 de octubre de 2010, 21:25  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal