martes, 28 de abril de 2009

I Don't Want To Go To Chelsea



Gus Hiddink ya lo había anticipado de palabra y lo demostró luego con hechos: no estaba dispuesto a salir del Camp Nou con cuatro chícharos en la saca. De este modo planteó un partido ultradefensivo sin el más mínimo complejo. Posiblemente hoy en día sólo un puñado de equipos, incluyendo por supuesto al Barça, tendrían escrúpulos en saltar al campo con esa idea en la cabeza.

No vi los primeros diez minutos pero por lo que he leído y me han contado no fue hasta esa fase del partido cuando el Barça empezó a cercar de verdad la portería del Chelsea. A partir de ese momento, y si prescindimos de la ocasión de Drogba (que recordemos no vino de un pase en profundidad de los muchos que le llegaron sino de un fallo de Márquez), toda la primera parte fue un intento local por perforar la triple muralla visitante.

Como suelen hacer muchos equipos que juegan contra el Barça, el Chelsea tapió la banda derecha del ataque impidiendo o cuanto menos dificultando cualquier penetración por ese lado del campo. Esto incluía además un marcaje personal a Messi que no cesó en todo el partido. De una manera u otra lo cierto es que ayer no fue el día del argentino que, en las pocas que pudo sacudirse de su sombra, resolvió las jugadas en las que participó con pases errados o tiros desviados. Tampoco fue el día de Etoo que jugó durante una buena parte del encuentro bastante alejado de su posición habitual y, por lo tanto, completamente desdibujado.

La única alternativa en ataque era Henry que al menos logró dominar el balón y tirar a puerta con más o menos peligrosidad.

Al descanso todo eran incógnitas, el equipo dominaba y encerraba al rival como de costumbre pero parecía falto de la chispa suficiente para matar el partido, aparte de que el Chelsea se defendía extraordinariamente bien, a veces con limpieza y a veces sin ella.

Pero si la primera parte terminó con incógnitas el comienzo de la segunda fue desastroso. Primero Henry recibe un porrazo en la cabeza que afortunadamente fue menos grave de lo que en un principio parecía aunque lo cierto es que a partir de ese momento no volvió a aparecer. Al poco tiempo Márquez se lesiona la rodilla, según parece no es algo demasiado grave pero si lo suficiente como para perderse el resto de la temporada. En su sustitución sale Puyol que se había quedado en el banquillo aparentemente para que una tarjeta no le dejara sin disputar la vuelta aunque lo cierto es que el dúo de centrales Márquez-Piqué le había dejado un poco descolgado o como mucho echado a la banda y su actuación contra el Valencia había suscitado muchas críticas. Sea como fuere lo cierto es que, al poco de entrar, el capitán recibió la temida tarjeta. Lo único que podía haber puesto las cosas peor aún hubiera sido un gol del Chelsea pero lo único que hizo el equipo azul en esta segunda parte se resume en un cabezazo desviado de Ballack.

De todos modos el Chelsea adelantó un poco sus líneas quizás buscando ese gol que hubiera puesto la guinda al partido que Hiddink había ideado. Debido a esto y a que, por regla general, no se puede mantener la misma presión durante todo el partido el Barça empezó a encontrar más huecos por la banda derecha aunque, como de costumbre, los pases de Alves no encontraban nunca rematador o eran eficientemente despejados por la nutrida defensa inglesa.

En cualquier caso el Barça disfrutó de una de sus mejores oportunidades cuando Etoo se fue en solitario con rapidez, quebró a su marcador y disparó a puerta dando en la pierna de Chech. Tras eso vinieron los dos cambios que le quedaban al Barça. Hleb por Etoo y Bojan por Henry. A toro pasado puede parecer que estos cambios no fueran los más apropiados, teniendo en cuenta que los dos recién incorporados fallaron dos ocasiones que quizás si hubiera transformado el dúo titular pero repito que esto es ya entrar en el consabido “y si….” un juego tan inevitable como inútil.

En resumen el Barça lo intentó pero se encontró con un equipo ultradefensivo que vino a evitar la goleada y se llevó el cero a cero. Un resultado que no es bueno pero que en ningún caso es eliminatorio. Tengo confianza en que en Londres, cuando el Chelsea se vea en la obligación de abrir un poco sus líneas (o quizás no, quien sabe hasta donde llega la poca vergüenza) el Barça podrá jugar como más le gusta.

Del equipo destacar a Iniesta, Henry, Yaya y Piqué por más que este último también tuviera su fallo peligroso en el borde del área y es que cuando optas (muy legítimamente) por salir con el balón jugado desde atrás y evitar los pelotazos te expones a cosas como esta. Cuestión aparte es lo de Valdés que con dos escalofriantes paradas evitó un gol de uno de los delanteros más peligrosos de Europa. Me alegro por nuestro portero por que así se reivindica frente a las críticas (unas merecidas y otras no) y gana confianza.

Y esto es todo, aparcamos por el momento la Champions porque el sábado tenemos que ganar una liga. Vaya semanita.

P.D.

Hay que ver que bien hablaban el español esos comentaristas ingleses que contrató ayer Antena 3.

9 comentarios:

Blogger Vargtimen ha dicho...

Juas, muy apropiado el video. No me ha gustado el partido de hoy. Ideas espesas, jugadores en baja forma, interrupciones, lesiones. Y tampoco me ha gustado que los refuerzos consistan en sacar a Hleb.

Pero bueno, piensa que con marcar un gol en Londres la cosa se resuelve. Optimismo, amigo Sisterboy, optimismo.

28 de abril de 2009, 15:00  
Blogger Daniel ha dicho...

vaya partido feo, lo que más me preocupa es que veo a messi muy fuera de onda.

ahora mismo sólo Iniesta sustenta al equipo.

veremos a ver que tal salimos del bernabeu.

Yo tengo plena confianza en este equipo!!!!!

29 de abril de 2009, 2:20  
Blogger Vargtimen ha dicho...

¿Por qué dices lo de los comentaristas? ¿Sólo porque parecieron alegrarse cuando Marquez se lesionó y a Puyol le sacaron la amarilla que conlleva suspensión? Qué malpensado eres...

29 de abril de 2009, 8:47  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Te faltó decir que estaban locos porque Henry fuera sustituido y porque fueron los únicos en todo el planeta que no vieron penalty :)

29 de abril de 2009, 14:12  
Blogger El Impenitente ha dicho...

En la redacción de deportes de Antena 3 utilizan folios que tienen ya serigrafiados el encabezamiento "El Real Madrid".

Y, digo yo. Si Antena 3 va a retransmitir la final de la Champions, igual, por aquello de las audiencias, les interesa que la juegue el Barcelona. Igual.

30 de abril de 2009, 1:13  
Blogger Deckard ha dicho...

Después de estar leyendo alabanzas al Chelsea durante semanas llegan a Barcelona y se dedican al patapún pa'rriba con el pobre Drogba solo contra el mundo. Lo fían todo a la vuelta, pues bien.

Por seguir con Clemente. ¿Regaron el campo? Porque cuando se escapó aquella vez Messi y le hacen falta salió un mar de la hierba, ¿no? Si al final el fútbol es el eterno retorno con unos regando y otros al patadón.

30 de abril de 2009, 2:45  
Blogger Deckard ha dicho...

A pesar de que estoy desarroyando la habilidad de no escuchar a los comentaristas, Ferrer y Bakero no creo que sean sospechosos de madridismo, ¿no?

30 de abril de 2009, 2:56  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Pues les debieron dejar a deber dinero

30 de abril de 2009, 6:20  
Blogger Deckard ha dicho...

:)

30 de abril de 2009, 7:22  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal