domingo, 22 de enero de 2012

Jornada XIX



Los partidos como el del pasado miércoles pueden tener consecuencias diversas en otro que se juegue tres días más tarde. Puede que el equipo, insuflado aún de la tensión de un encuentro al máximo nivel salga a tope o puede que dicha tensión actúe a la inversa y los jugadores salgan anímicamente algo desinflados. Hoy no sucedió ni lo uno ni lo otro, se trató de un partido rutinario lo que hablando del Barça se traduce en un partido casi perfecto.

Pensando en el partido de vuelta de la próxima semana (encarrilada mas no resuelta), Pep dio descanso a Puyol, Xavi y Cesc, la ausencia más notable era por descontado la del mejor centrocampista del mundo. Cuando Xavi no juega normalmente son varios de sus compañeros los que tienen que hacer su trabajo, en teoría Thiago era el elegido para ello pero al final, y como suele ser norma siempre que juega, el canterano se movió por diversas demarcaciones del campo sin que quedar muy claro cuál era la que pertenecía y en consecuencia, como suele ser habitual también, su figura quedó algo desdibujada en el conjunto del equipo. Fue al final Sergio Busquets (en uno de sus mejores encuentros) el que asumió sus propias funciones y las de su compañero ausente.

En cuanto a las demás novedades de la alineación decir que Mascherano cumplió con creces su papel en la defensa sin cometer apenas errores (por más que sigue siendo un jugador al que resulta inquietantemente fácil pillar a contraríe) y Adriano hizo un partido excelente como extremo que se concretó en una asistencia en el primer gol y el pase que acabó provocando el segundo.

Sin embargo el de hoy fue una vez más el partido de Leo Messi. El argentino llevaba varios encuentros un poco por debajo de su nivel habitual pero hoy volvió por sus fueros con tres tantos (un gran remate de cabeza y dos jugadas personales marca de la casa, sobre todo la del tercer gol) que pudieron ser cinco amen de varias asistencias que provocaron situaciones de peligro.

Poco más que comentar de un partido excelente en el que casi todos los jugadores desempeñaron un papel sobresaliente y en el que el contrario de turno no pudo contar sino con algunas ocasiones en la primera parte (en concreto tres solventadas de forma magistral por nuestro guardameta) y un breve periodo de dominio cuando los nuestros bajaron la guardia, algo que hoy, con una ventaja de cuatro goles en el marcador, se les puede perdonar.

Mientras escribo estas letras el Real Madrid, en plena depresión post partido contra el Barça, no ha comenzado todavía su encuentro contra un duro rival tras unos días en los que crecen las dudas en torno al hasta hace poco intocable Mourinho. Un tropiezo hoy seguido de una eliminación el miércoles haría que esas dudas crecieran cual baobab en época monzónica. Sería un buen momento para iniciar la remontada en liga. Ya veremos que pasa

6 comentarios:

Blogger El Impenitente ha dicho...

Habéis jugados concentrados porque sentís ya de cerca la presencia de los colchoneros y eso os produce pánico. Es normal. Yo lo entiendo.

El Jeque del Málaga invirtó un porrón de millones en un equipo que, por ahora, ni fu ni fa. Veremos la paciencia que tiene el Jeque en el futuro.

Y para hablar de Mourinho esperaremos al partido de hoy. El fútbol sin ventajismo no sería fútbol.

22 de enero de 2012, 12:18  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Pues todo igual, ¿los penaltis fueron penaltis?

23 de enero de 2012, 8:16  
Blogger Deckard ha dicho...

Sí que lo fueron. Partido de ida vuelta que el Bilbao perdonó en la primera parte. Luego llegó un penalty tan claro como idiota que desinfló al Atletic. Del cerrojazo Mou pasó a poner a Granero, Kaka, Ozill, Benzema y Cristiano. Pepe tenía "molestias".

No dije nada de la Copa así que allá voy: espero que vendan a Pepe más pronto que tarde. Darle el balón al Barça y esperar que te folle no es un plan.

Perder como en la Supercopa es asumible dedicarse a los pedazos (la mayoría no caían ni en lo verde) es de juzgado de guardia. Cualquier otro entrenador hubiera salido escoltado por la policía.

Pero ya está bien de ese buen rollismo mal entendido de algunos culés. Ayer Zubi diciendo que el Barça no era favorito en la copa, venga coño. Di que no está decidido pero no me vengas con milongas.

23 de enero de 2012, 8:37  
Blogger Deckard ha dicho...

pedazos = pelotazos

23 de enero de 2012, 8:38  
Blogger SisterBoy ha dicho...

Y para mí que lo de ayer del Madrid fue un ensayo para la Copa...

23 de enero de 2012, 9:29  
Blogger Deckard ha dicho...

No creo que sea tan ofensivo, pero veremos, el cambio de partitura fue radical.

24 de enero de 2012, 12:28  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal