martes, 11 de agosto de 2015

HOY EMPIEZA TODO

Como siempre hablamos mañana  que hay mucho de que hablar.





Bienvenidos todos a la temporada 2015-2016, una temporada marcada por nuevas bajas entre las figuras históricas del glorioso equipo de finales de la década pasada (la ya confirmada de Xavi más la más que probable del jugador cuya imagen ilustra este comentario) y unas incorporaciones que no podremos valorar hasta que concluya la sanción de la FIFA.

Tras algunos encuentros amisotosos que no he visto o he visto de forma desapasionada ayer el martes por fin empezó lo que interesa con la disputa del primer título de la temporada y además frente al antipático y pegajoso Sevilla.

Fue de esos partidos que entusiasman a los espectadores neutrales y a los responsables de las cadenas qeu han pagado una millonada por ellos pero que a los aficionados suele poner nerviosos. Es cierto que estamos al principio de todo y que faltan todavía algunas semanas para que el equipo esté apunto, eso podría explicar el hecho de que la defensa se mostrara tan insegura y blanda durante el gran bajón del equipo en el segundo tiempo, ojala fuera así pero hay que reconocer que en realidad el problema es que tras la marcha de Puyol el equipo no tiene ningún defensa que nos de seguridad, Piqué es irregular, Alves nunca ha defendido bien, Mascherano en realidad jamás ha sido defensa y Mathieu y Bartra son una constante interrogación.

En el centro de campo los problemas pueden ser también precocupantes, uno de los aciertos del mister la temporada pasada fue convencerse él y a los que le rodeaban que el equipo no podría jugar al estilo de Xavi, si Xavi ya no estaba en el campo, la temporada 2014-2015 podemos considerarla como de transición a ese respecto y ya que la ausencia del verdadero cerebro de este equipo se ha materializado incluso físicamente nos queda ver cómo evoluciona el juego. Luis Enrique parece apostar por un híbrido en el que se mantiene el estilo de control del balón apoyado como siempre en Busquets y también en Iniesta único jugador capaz de hacerse con el mando del conjunto, aunque se mantienen también alternativas como el pase largo, el contrataque y el juego al primer toque. Parece una táctica prudente pero tras la sustitución del susodicho Iniesta el centro de campo quedó en manos de Rakitic, un medio más ofensivo que organizador y de Sergi Roberto que no deja de ser una medianía. Ante la desaparición del centro de campo y la bajada física y mental del equipo el juego se hundió y permitió una remontada insólita que bién podría haber figurado en los anales de la historia negra del equipo. ¿Será Arda Turán la respuesta a esta ingonita mediocampista ?  Ya se verá.

Arriba poco que decir, la inesperada ausencia de Neymar impidió que el tridente brillara con todo su esplendor. Feo gesto del cuadro técnico (suponiendo que la desición fuera exclusivamente suya) de dejar fuera de la titularidad a Pedro por motivos extradeportivos, por fortuna el destino quiso que fuera este corajudo y ejemplar jugador de equipo el que diera el triunfo al Barça en una despedida que, de confirmarse, será por la puerta grande, casi de película. Sin la garantía de Pedro como sustituto natural de algún miembro de la aristocracia delantera lo cierto es que nos quedamos igualmente in albis en el caso de que sanciones, lesiones o compromisos nacionales nos priven de nuestros jugadores más señalados, Rafinha puede ser una interesante alternativa pues además de marcar hizo un partido muy bueno, pero a fe mía que en el mercado de invierno haremos un nuevo fichaje.

En fin, el próximo viernes veremos como sigue la evolución, nos despedimos hasta entonces y una vez más haciendo un homenaje a Pedro dandole las gracias por todo y deseándole la mejor de la suertes. ¡HASTA SIEMPRE CHACHO!    

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal